Bibiana Ballbè


Proyectos activos

TEDx

bbted

Comparte:

Inspiradoras, emocionantes, históricas (buscad las de Steve Jobs, Dan Gilbert o Amy Cuddy) y motivadoras. De todas se aprende. Las charlas TED confirman tres cosas. Una: el sentido del humor atrapa la atención. Dos: no es la cantidad, sino la calidad. Y tres: una buena idea es un virus poderoso.

Tecnología, entretenimiento, diseño. Éstas son las siglas de las charlas TED, una iniciativa que nació en California el 1984 para dar voz a ideas que merecía la pena compartir. Las TED duran, más o menos, un cuarto de hora. Si la idea es buena, no necesita más tiempo. Un proyecto, una teoría, una hipótesis o una anécdota + un auditorio que escucha + 15 minutos para contagiar el entusiasmo a la grada. Si lo pruebas, engancha.